Para salir de la crisis…

Últimamente hemos estado por Benissa, y fuímos a una de esas zonas donde el monte y el campo se funde, y el paisaje y la biodiversidad se enriquece entre pinos y viñas. Y claro, en ese contexto sólo falta otro de los elementos mediterráneos fundamentales, el ser humano.

A nuestra visita a la finca nos acompañó D. Julio, labrador de 73 años, y que tiene la sabiduría de la gente del campo, por lo que entre salto de mata y bancal, nos regaló una frase de profundo contenido intelectual, “para salir de la crisis haría falta que el dinero fuera como las cebollas y los ajos, que se gastara todos los años”.

Mis respetos.